domingo, 18 de noviembre de 2012

Reseña: Cincuenta Sombras de Grey (50 Sombras #I)


Ficha Técnica
Nombre: Cincuenta Sombras de Grey (50 Sombras #I)
Serie: 50 Sombras
Autora: E. L. James
Editorial: The Writer's Coffee Shop, Grijalbo Mondadori

Num. De Páginas: 514
Precio: $299 MXN
Fecha de Publicación (España): 6-Junio-2012
Fecha de Publicación Original (EEUU): Mayo-2011
Género: Erótico, BDSM Romántico.

Sinopsis

Cuando la estudiante de Literatura Anastasia Steele recibe el encargo de entrevistar al exitoso y joven empresario Christian Grey, queda impresionada al encontrarse ante un hombre atractivo, seductor y también muy intimidante. La inexperta e inocente Ana intenta olvidarlo, pero pronto comprende cuánto lo desea. 
Grey está atormentado por sus propios demonios y lo consume la necesidad de controlarlo todo, pero a su vez se ve incapaz de resistirse a la serena belleza de Ana, su inteligencia y a su espíritu independiente. Debe admitir que la desea, pero bajo ciertas condiciones.  
Cuando la pareja por fin inicia una apasionada relación, Ana se sorprende por las peculiares prácticas eróticas de Grey, al tiempo que descubre los límites de sus propios y más oscuros deseos...





BookTrailer





Reseña

“Sexo no es amor”


Cincuenta Sombras de Grey… Cincuenta Sombras de Grey… ¿Qué se supone que diga de este libro?

Antes que nada, y supongo que ya todo mundo lo sabe teniendo en cuenta toda la promoción que este libro ha tenido, esta trilogía está basada nada más y nada menos que... Sí, aunque usted no lo crea, la exitosa y masacrada saga de Stephenie Meyer: Crepúsculo (Hombre, ya dejen en paz al pobre libro) y que si bien ese libro en su tiempo causo revolución en el mundo de la literatura juvenil… pues ahora pasa lo mismo con 50 Sombras de Grey, pero en el mundo de la literatura Erótica, pero la pregunta es: ¿Por qué? ¿Qué tiene este libro que está vendiendo tanto alrededor del mundo, ha sido #1 en las Listas del New York Times y en página de librerías que entres, pagina que ves que lo promocionan diciendo que es el “Fenómeno Editorial del Año”?

Sin duda hay algo interesante sobre este libro y la gente que lo está comprando, y es que el único motivo por el que lo están comprando, es el morbo. Admitámoslo. Única y sencillamente lo compran por el hecho de la curiosidad de saber qué es lo que hacen sexualmente hablando. Y yo no digo que no, ok, sí, en un principio, admito, yo también lo compré por la curiosidad, un libro es para leerse, de la índole que sea, pero el problema aquí es que no lo están tomando como una lectura que te dé algo, sino simple y sencillamente como un libro del que pueden obtener unas cuantas escenas de sexo que tal vez utilicen como fantasías o lleven a la práctica. Y las cosas no son así. Este libro si bien es criticado por no tener nada, o por todo lo que tiene, no debería tomarse como lo más importante del mundo y menos cuando ni siquiera están sabiendo sacarle provecho. Es, en verdad, vergonzoso ver chicas bloggeras que dicen que aman al Controlador de Christian Grey del primer libro y quieren ir al Cuarto Rojo del Dolor… ¿Perdón? Yo no digo que no les guste Grey, ok, sí, es guapo, bla, bla, bla y hasta a mí me gusta de repente por las cosas que llega a hacer.... ¡Pero en los otros libros! ¡Aquí no!… ¡No están leyendo bien! Creo que deben de analizar eso, y si no, bueno, yo les dejo mi humilde punto de vista, que espero tomen en cuenta…

En principio de cuentas, tenemos a Ana, o sea, Anastasia Steele. Ella es una chica inteligente, de grandes ojos azules, cabello castaño, delgada, a punto de terminar su carrera e inocente en todos los ámbitos a sus casi 22 años (Lo cual ahora ya es algo así como todo un logro), y que tiene como podemos ver a tooooodo lo largo de la trama, problemas de autoestima demasiado graves que resultan bastante chocantes en todo el libro, necia como ella sola y curiosa de esas que casi las quieres agitar para que se callen hasta que consigue su respuesta.  Es la chica quien le hace el favor a su amiga Katherine de entrevistar a uno de los magnates más importantes de EEUU: Christian Grey, de quien no tiene la más remota idea de quién es y va, podría decirse, a conocerlo a ciegas.

Ana es un personaje simple y sencillamente soso, demasiado inocente que a veces en serio llega a desesperar, porque su inocencia en muchas ocasiones se vuelve… (*Inhalación honda*). Sé que su personaje es inocente y que hay gente así, pero admitámoslo, por muy inocente que seas, hay malicia o maña dentro de ti, así que creo ese punto como que no me convenció. Otro punto bastante criticable es que en cuanto lo conoce, su mundo gira en torno a Grey y nada más. Punto… O sea, ¿No tiene vida? Creo que ese punto también no fue muy bueno, porque, y volvemos a lo mismo, habla de la poca autoestima que tiene, que por ahí leí es igual a Bella (Lo cual es comprensible teniendo en cuenta que de ahí surgió) pero como leí sólo el primer libro de crepúsculo ya hace unos años, no puedo opinar respecto a comparaciones. Esos escasos puntos, así de simple y sencillo no me gustan, en principio de cuentas porque habla de que no se quiere, no confía en sí misma y todo eso, pero en segundo, porque… no sé si sepa explicarlo, deja a la mujer en un papel de desesperada que necesita un hombre para sobrevivir (?) y eso ahí como que tampoco me gustó mucho porque con ese simple acto ya nos echó tierra. Además de que se mete de cabeza a las cosas sin haberlas analizado aun. El simple hecho de que necesites firmar para estar con alguien ya debe de darte mala espina y como diría mi abuelita: hacerte tantearle el agua a los tamales, pero no, ah, no, Ana no hace eso,  sino todo lo contrario, porque con lo curiosa que es, lo único que obtenemos es que vaya cada vez más y más hondo sin detenerse  a pensar si le conviene o no estar en un mundo QUE NO CONOCE y ya a partir de ahí, empezamos mal


–Anastasia, no soy un hombre de flores y corazones. No me interesan las historias de amor. Mis gustos son muy peculiares. Deberías mantenerte alejada de mí


Pero Ana no sólo está mal ¡Ah, no! Por supuesto que no. En este camino va su Maestro, Amo, Dominante, o como gusten llamarle, nada más y nada menos que: ¡Christian Grey! Que ¡Por Dios! Les aseguro que mis audífonos enredados son más fáciles de comprender que él. Si bien es guapo, hace que tires la baba, viajes al cielo y ahí te quedes, tiene unos ojos increíbles y una manera de moverse que te atrae, es uno de los personajes más retorcidos de los que leí alguna vez, y no por el hecho de que tenga unos gustos sexuales bastante… peculiares. No. Eso pasa a segundo plano. Sino porque él, como persona, es algo simplemente extraño y que por más que le intentes de uno y otro lado, no’más no lo entiendes, o al menos, no en este primer libro.

Christian Grey tiene 27 años, es un magnate de las empresas, es apestosamente rico y apestosamente guapo, jamás se le ha visto con alguien y vive una vida muy solitaria. Ok, lees eso y dices, bien, bueno, es pasable y hasta te emocionas. Pero el problema, el verdadero problema llega después, cuando te das cuenta de que hay muchas cosas tras bambalinas y que tú ni siquiera te imaginabas que arrastraba. Hay muchas, DEMASIADAS cosas que no le gustan y cambia de humor cada milésima de segundo. Y lo malo no es eso. No. Es que esto sale a la luz cuando entre nuestros protagonistas surge una relación bastante… diferente

–Ay, Anastasia Steele, ¿me acabas de poner los ojos en blanco?
Mierda
–¡No! –Chillo
(?)

Y creo que de ahí es donde tendría que valerme para hablar de la trama… ¡La trama!... pues… ¿cómo empezar? En principio de cuentas, tenemos que decir que al ser un libro erótico, tenemos sexo de a montones, aunque si bien, no son cosas que no conozcamos (Unas escenas), pero el detalle aquí, es que tratamos el BDSM, una subcultura en la sexualidad que dices “¿Y eso qué re carambas es?” bueno, pues en pocas palabras, y mi definición personal, es: "Sexo duro y que emplea técnicas bastante elaboradas” y que en sus siglas encontramos: B: Bondage, D: Disciplina y Dominación, S: Sumisión y Sadismo y M: Masoquismo, que ya nada más viendo lo que significan las siglas como que ya te estás echando para atrás y repensando si esto no será dañino para la salud. Pero dices, bueno, si es con tu pareja, consensual y no corres riesgos, ok, está bien aunque sean gustos que yo creo antes de abrir el libro ni conocías, y sobre todo, está bien cuando es entre DOS,  cuando existe un CAMBIO DE ROLES, cuando AMBOS tiene la posición de Dominación y Sumisión y NO SÓLO UNO, porque eso también lo incluye el BDSM, no que sólo uno tenga el rol más importante, y sobre todo porque básicamente es para obtener placer, así de simple y sencillo, pero lo malo aquí es que ni Ana sabe lo que significa (Aunque haya investigado), ni Grey sabe que en una relación sexual, sea así o sea normal, ambos tiene poder, no sólo una persona, dejando a la otra como la sumisa eternamente, lo cual se vuelve sólo aun peor cuando esto no sólo es en el ámbito sexual, sino en el cotidiano. Si de por sí ya es retorcido que (Y como bien dijo mi Parabatai) te digan cómo, cuándo, y dónde, lo es aun más que te controlen como en el BDSM ¡En tu propia vida! Cuando TÚ ERES QUIEN RIGE TU PROPIA VIDA, pero lo que es aun más horrible es que lo permitas cuando (ahí odié a Ana) tú alegas y alegas que no, y que  es justamente lo que hace Ana.

Aun no me cabe en la cabeza cómo permiten el llegar a ese grado de humillación, de violar su integralidad, de faltarse al respeto a sí mismas y sólo por quedar bien con alguien, y sobre todo, por miedo. ¿Qué no se supone que tenemos derecho a lo que queremos y no queremos hacer? ¿A decir no?

Ana entra en un círculo vicioso en el momento en que conoce a Grey, como sabemos, pero esto sólo se vuelve más y más retorcido cuando Ana jura y re perjura que ella tiene un autoestima que cuidar y que no permitirá que nadie la pisotee y deje peor de lo que ya la tiene, pero apenas y le están hablando bonito… y ya cayó, ya está regresando a dar todo de sí aun cuando haya dicho que no y no. Creo que ese punto es bastante malo, porque ni es sí, ni es no: Primero se queja, pero luego quiere más de lo mismo o sea, ¿Cómo, Ana?


“¿Qué pasa si digo que sí, y dentro de tres meses él dice que no, que se ha cansado de intentar convertirme en algo que no soy? ¿Cómo voy a sentirme? Me habré implicado emocionalmente durante tres meses y habré hecho cosas que no estoy segura de que quiera hacer […] Quizá lo mejor sea retirarse ahora, que mantengo mi autoestima más o menos intacta. Pero la idea de no volver a verlo me resulta insoportable ¿Cómo se me ha metido en la piel en tan poco tiempo?...”
(?)



Y es ahí, donde tenemos que sacarle lo mejor posible al libro, que si ustedes tal vez no lo vieron así, yo sí, y los invito a que lo hagan: La sumisión de la mujer. Y no la sumisión simplemente en el sexo, sino en la vida cotidiana pero reflejado EN LA SOCIEDAD, donde la mujer aun sigue estando por debajo del hombre, tiene que acatar sus reglas y hacer lo que él diga y como lo diga, porque si no, ¡Uy! Pobre de ti si no lo haces.

James trataba (Creo yo) de enseñarnos mediante el sexo cómo de estancada sigue la sociedad en esas actitudes de dominación a la mujer como ya vimos, que no sólo se tratan con tu marido o pareja, perdónenme pero no, viene desde la familia, pero que desgraciadamente las mujeres seguimos permitiendo y sobre todo fomentando, consciente o inconscientemente. Hombres y mujeres somos iguales. Ambos sexos son capaces de hacer las mismas cosas y en el mismo nivel. TENEMOS LOS MISMOS DERECHOS EN TODOS LOS AMBITOS DE LA VIDA. Pero parece que regresamos a las épocas anteriores a que se luchara por los derechos de la mujer, donde era humillada, sobajada, golpeada, ultrajada, etc, etc, y que si nos fijamos, están reflejados aquí, en la Sumisa y el Dominante, Ana y Christian, y que nos muestran, no sólo eso: el papel de Christian (El Dominante), sino la mentalidad de esas mujeres que actúan de sumisas, cómo básicamente les destrozan el autoestima y sienten la necesidad de que alguien vea por ellas  hasta en lo mínimo, y aquí está el claro ejemplo de nuevo de Ana y Christian, él la trataba como quería, ella sentía que no valía nada para las personas a su alrededor ni para Christian incluso, pero no podía dejarlo porque la hacía sentir que la cuidaba como nadie, que la amaba, cuando de hecho, no era así y sólo estaba traspasando los limites y llevando sus demonios al extremo, que sí, puede sea hasta cierto punto entendible por los detalles que nos hacen saber sobre su vida en el pasado, pero eso no justifica que actúes como actúes, y sobre todo, que la otra persona lo permita, porque lo único que refleja es una humillación

Las escenas sexuales, si bien hay unas que me dejaron con cara de incomprensión porque nada más no les encontraba forma o puede ser que mi imaginación no llegue a tanto, las demás  y mas “normalitas” creo que son bastante comunes y corrientes, que si bien sí hacen que sientas que te pones colorada, me dejaron bastante indiferente porque creo no es nada que no sepamos, y siento (que es más comprensible a causa de Grey) que fueron muy frías, ya que aquí, tenemos un contrato en la mano y no amor en mano. Lo cual nos lleva a que tener sexo no necesariamente incluye amor, y que así, una de las partes beneficiadas sexualmente siempre saldrá lastimada y obviamente, lo más seguro es que sea la mujer

Pero bueno, no todo es tan malo, y sin duda James lo demostró cuando hace que por fin Ana abra los ojos ante una realidad que no quería aceptar y se negaba a ver: Christian Grey tiene serios y graves problemas tanto emocionales como psicológicos, lo cual creo yo fue otro golpe reflejado a la sociedad, donde nos demuestra que Ana tiene poder, el mismo poder que Christian, y no me refiero a dañar a la gente psicológica o físicamente, sino respecto a las decisiones que desde un principio deberían ser de ambos, aunque la forma en que abre los ojos, digamos que no es la más dulce y delicada, aunque si bien ayuda a Ana con el empujón que le faltaba para salir de su burbuja y ver que es necesario tomar el control antes de caer más hondo.

Sin duda, una lectura a la que puedes y no puedes sacarle algo bueno, el punto es aplicarse





Puntos a favor

 La forma de escribir de E. L. James es bastante ligera, por lo cual hace que el libro pase volando y ni lo sientas, no se te haga tan pesado con explicaciones o diálogos internos kilométricos que se llevan 3 o 4 páginas y hace que lleve un ritmo fluido y sobre todo, que independientemente de lo malo o bueno del libro, te incita a que desees seguir leyendo

La forma en que refleja lo retorcida que la mente humana puede llegar a estar es otro punto para destacar de esta escritora, donde nos demuestra y comprueba esa frase de “Las apariencias engañan” porque puedes verte por fuera increíble… pero por dentro caerte a pedazos Aunque no sé si lo hizo consciente o inconscientemente… quién sabe





Puntos en contra

Este es el libro donde más he escuchado la maldita palabra tan denigrante y fea de Coger. Cada 3 páginas creo que estaba, lo cual de repente volvía la lectura muy incómoda, y arruinaba las escenas de sexo porque dejaba en la mujer una connotación de que sólo sirve para “cogértela” y  después mandarla a la goma. Mal, James. Muy mal. Pero lo peor es que Ana usa esa misma palabra, en sí misma. Lo cual lo arruinó en niveles alarmantes. Al menos en lo personal lo veo así, porque es como si ella misma se denigrara


“Necesito quemar parte de esta excesiva y enervante energía. La verdad es que se me antoja correr hasta el hotel Heathman y pedirle al obseso del control que me coja. Pero está a ocho kilómetros, y dudo que pueda llegar a correr dos”
Hasta la chica en llamas se espantó xD
¿Ven?


Otro punto pésimo en James es la forma en que hace que la mujer se denigre ella sola, en este caso, Ana, no sólo en el vocabulario, sino en las acciones que lleva acabo, y todo por quedar bien con Grey. Creo que independientemente de que quieras agradarle a quien te atrae, hay un límite. Y aquí esos desgraciadamente se rebasaron de maneras muy negras

Un punto verdaderamente malo es que James haya centrado toda la historia en Grey y Ana. Sí, son los protagonistas, pero también hay más personajes de los cuales pudo haber sacado mucho partido y que se desperdiciaron considerablemente, de los cuales sólo conocimos lo muy, muy necesario

Otro punto malo: que no me hubieran preparado para el trauma que me iba a llevar en las últimas páginas xD Honestamente, qué manera de dejarte picada para seguir leyendo porque no te esperas el giro que dan las cosas que no es de 180 sino de 360°, independientemente de si te ha gustado o no. Qué bárbara




Pero independientemente de lo que yo diga, léanlo y saquen algo de él, no se vayan con la finta o de que es un buen libro o un mal libro sólo por lo que los demás digamos, sino por lo que ustedes digan, por la propia opinión que se hagan de 50 sombras de Grey





Extras

La trilogía de la autora E. L. James ha vendido millones de copias alrededor del mundo, sobre todo en versión E-book superando los 40 millones de dólares en ventas, superando a J.K Rowling (Escritora de Harry Potter), y ya ha sido traducida a 37 idiomas.

Los derechos de la obra ya han sido comprados para llevar 50 Sombras de Grey a la pantalla grande, por más de 5 millones de dólares, con Matt Bomer como uno de los candidatos preferidos por los fans para el papel principal de Christian Grey, a pesar de ser criticado de no poder interpretar dicho papel por su homosexualidad.
Sí le da un aire, ¿no?



La secuela de Cincuenta sombras de Grey se titula Cincuenta Sombras Más Oscuras, fue publicada el 15 de Septiembre del 2011 y ya puede ser encontrada en Goodreads.


En la página oficial de la autora puedes encontrar el soundtrack oficial de cada una de las entregas de la trilogía, creado por la misma E. L. James con varias de las pistas que se mencionan en los libros


Calificación:
(Si pudiera, en serio, NO LO HARÍA)

☆☆☆
3/5



7 comentarios:

  1. me encanta Matt Bomer para el papel, ¿qué importa si es gay? es un excelente actor (perfecto para el papel fisicamente, también). Su homosexualidad es parte de su vida privada, ¿a quién le importa? es un papel como cualquier otro.

    ResponderEliminar
  2. te aconsejo que te leas la segunda y tercera parte y, a lo mejor, cambias de opinión en algunas cosas, porque, obviamente, es una trilogía, así que no puedes juzgar el argumento si todavía te faltan 2 tercios de él.

    ResponderEliminar
  3. claro.....matt bomer es el indicado para este papel.... esta guapisimo justo como imagino a grey

    ResponderEliminar
  4. creo que lo importante en este papel es mas que nada la apariencia y entre los candidatos el es el mas guapo aun que muchos estan bastante bien

    ResponderEliminar
  5. hola, en definitiva debes de leer toda la trilogía, después de haberlas leído todas, querrás mas

    ResponderEliminar
  6. Yo tampoco amé el primer libre. De hecho, me molestó bastante el uso excesivo de la palabra "coger" y la acción de coger en sí. Juro que cada 5 páginas "cogían" y encima los diálogos internos de Ana con su "diosa interior" me exasperaban -_-

    Pero sí, igual que a vos, el final me dejo terriblemente picada y me obligo a leer el segundo xD TODO CAMBIA.
    De verdad que amé el segundo libro.
    El primer libro simplemente da una mala primera impresión por todo lo que ya mencionaste.

    Yyyy no creo que lo del final sea un punto en contra... todo lo contrario; que un autor te deje con las ganas de leer la secuela pues es solo su trabajo bien hecho xD o en el caso de E. L. James, trabajo medio bien hecho (con este libro, claro. Porque repito: el segundo fue excelente a mi parecer)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces Ana es demasiado estúpida, y en los tres libros no soporté que muchas veces prefiriera someterse para estar bien con él que defender su punto. Sobre todo porque en esta sociedad machista, es como... no sé, promoverlo y apenas empezamos a erradicarlo :/

      El segundo y tercer libro me gustaron por el giro radical de Grey de frío a romántico, pero de todas formas, siempre hubo cositas que nunca me acabaron de convencer :/ comos su lado controlador. Al rato que a una chica su marido no la deje ni salir y haya leído el libro, no me sorprendería :/

      No, no lo puse como punto malo, tal vez no me expresé bien, sino la desesperación que el final me dejó la tomé a mal porque aun no podía leer el segundo xD pero de hecho es lo mejor que pueden hacer los autores, dejarte en ascuas al final de los libros y con ganas de más

      Me alegro que te hayan gustado, a mí me gustaron (pero ese no), la vedad es que son entretenidos y diferentes, pero lo que me gustaría es que la gente viera lo que tanto Ana y Grey hacen, que está MAL para no repetirlo, en vez de irse sólo por el mor y el sexo, que desafortunadamente es por lo que lo aman y no los mensajes ocultos :/

      Muchas gracias por pasarte por The Scarlett's Place! :)

      Besotes! :)

      Eliminar

¿Qué opinas? :)

Todos tenemos derecho de expresar nuestra opinión, pero recuerda que es siempre con respeto hacia los demás y sus opiniones. Cualquier comentario ofensivo y/o agresivo será eliminado

NO SPOILERS, POR FAVOR. No arruinemos la lectura de los demás como nosotros no queremos que arruinen la nuestra ;)

Te recordamos que The Scarlett's Place NO es un blog de descargas ni mucho menos envío de PDF's. Es sólo un blog de reseñas literarias :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...